Cómo masturbarse por primera vez

Cómo masturbarse por primera vez

Masturbarse es algo natural, una forma de autocomplacerse y explorar algunas de nuestras más profundas fantasías. Normalmente durante la adolescencia tanto chicos como chicas comenzamos a conocer nuestro cuerpo y excitarnos con distintos estímuloses en éste momento cuando la masturbación aparece en nuestra mente como la mejor forma de encontrar el placer. Pero muchos chic@s se preguntan cómo masturbarse por primera vez, te damos algunos buenos consejos para que descubras todo acerca de este tema.

Chicos

En primer lugar es bueno que sepas que la masturbación es completamente naturalNo estás violando ninguna regla moral o ética, ni existe ningún problema con explorar tu cuerpo y buscar complacerte a ti mismo. Masturbarte es una buena forma de descubrir qué te genera placer para que, llegado el momento del sexo, tengas alguna orientación de lo que te gusta.

 
Elige un lugar tranquilo para masturbarte por primera vez. Éste es un momento en el que lo ideal es estar calmado, sin nerviosismo o sin el temor de que alguien te descubra. Un buen lugar es tu habitación o tu baño, en un horario o momento del día en el que sepas que nadie te podrá interrumpir.
 
Son muchas las cosas que pueden hacer que te excites y que tu pene se ponga erecto. Muchos chicos optan por fotos o películas pornográficas, otros prefieren usar la imaginación, sea cuál sea tu caso, enfócate en aquello que te genera excitación para conseguir una buena erecciónMientras piensas o ves éstas imágenes puedes ir acariciando tu pene con cualquiera de tus manos, ésto te ayudará a potenciar las sensaciones y disfrutar más de la masturbación.
 

Una vez que tu pene esté duro y más grande que su tamaño habitual, ya puedes comenzar a masturbarte. Con la mano que usas más agarra completamente el tronco de tu pene, sujétalo con firmeza pero sin apretar demasiado, no debes sentir molestias ni dolor. Cierra la mano para tomar por completo tu pene.

Ahora puedes comenzar a estimularlo. La fricción es la que genera todo el placer que se experimenta con el sexo, y ésto es lo que vas a buscar con tu mano. Ve de arriba hacia abajo por todo el tronco de tu pene, comienza con suavidad y luego, a medida que te vayas excitando y que tu pene vaya segregando un líquido transparente (el lubricante natural) puedes aumentar la velocidad.
Mientras más concentrado estés en aquello que te produce  cual es el ritmo que te gusta. Puedes tocar suavemente tu glande (la cabeza de tu pene) y luego volver a estimular el tronco con tu mano. Justo antes de eyacular sentirás como todo tu cuerpo se relaja, y que algo está avanzando por el conducto interno de tu pene, en ese momento es bueno e importante: «para no volverte un eyaculador precoz» intenta alargar tu orgasmo el máximo tiempo que puedas aguantar, es decir, cuando estés a punto de correrte, para, para unos segundos y vuelve a retomar tu masturbación, prolonga el placer por varias veces. cuando ya decidas que te vas a correr toma un trozo de papel, una toalla, etc para eyacular sobre ella y no manchar la habitación.
excitación más fácil será eyacular. La idea es que vayas probando
 
Aunque la técnica es siempre la misma, hay muchas formas de masturbarse y a medida que vayas explorando encontrarás aquella que te produzca más placer, lo importante es ir probando y no sentir temor. Por eso te dejamos 24 técnicas para disfrutar más de la masturbación y pasártelo muy bien.
 

Chicas

En el caso de las chicas, la masturbación ofrece muchas opciones. Distintas posturas, diferentes zonas a estimular, muchas maneras para autocomplacernos, por eso conviene comenzar poco a poco e ir probando en cada encuentro algo distinto, así sabrás cuál es el tipo de estímulo que más placer te da, algo que será muy útil a la hora del sexo.

 
Elige un lugar tranquilo en el que sepas que nadie te molestará. Es muy importante estar relajada al momento de masturbarte, concentrarte solo en las sensaciones que estás experimentando, sin preocuparte de si alguien te va a descubrir, en especial cuando se trata de la primera vez que lo haces.
 
Antes de masturbarte lo fundamental es que estés excitada o que tengas deseo de hacerlo, de explorar y jugar con tu cuerpo. Puedes pensar en aquellas imágenes que te excitan, en algún episodio o persona que estimule tu deseo, o usar algo más explícito como las películas pornográficas. Cuando te comiences a excitar sentirás como tu vagina se humedece un poco internamente, cada mujer es distinta y el nivel de humedad puede variar.
También sentirás como tu clítoris se inflama un poco y aumenta de tamaño, una señal de que puedes comenzar a estimularte.

Abre ligeramente tus piernas y comienza por tocar toda tu vulva con el dedo corazón, desde la entrada del orificio vaginal hasta el clítoris. La idea es que el lubricante que produces cuando te excitas sirva de vehículo para facilitar la masturbación, haciendo que los movimientos sean más suaves y placenteros. Pero si se da el caso de que no produzcas suficiente lubricante no te preocupes, opta por algo natural y sencillo: chupa tu dedo corazón y continúa tocándote. La saliva es uno de los mejores lubricantes naturales.
Los movimientos deben ser muy suavesPuedes tocar tu clítoris con movimientos circulares, puedes jugar con tu dedo en la entrada de tu vulva, o puedes por ejemplo alternar las caricias a tu clítoris con movimientos circulares a la entrada de tu vagina y con penetración, usando uno o dos de tus dedos para introducirlos en tu vagina.

Mientras vas tocando tu vulva y probando todas sus posibilidades, no temas acariciar tus senospellizcar suavemente tus pezones y dejar la imaginación volar, sentirás como poco a poco lubricas más y todo tu cuerpo se va calentando de una forma altamente placentera.

El tiempo en alcanzar el orgasmo depende de cada chica y de cuán excitada estés, pero lo importante es estar concentrada y ser pacienteno pierdas el ritmo y sigue pensando en aquello que te genera gran excitación. Antes de alcanzar el orgasmo sentirás un delicioso calor en la zona vaginal, tus músculos se contraerán, tu clítoris estará muy sensible, sentirás un ligero cosquilleo y un estallido de disfrute y satisfacción: ¡bienvenida a la petit mort!
El cuerpo femenino tiene muchas formas de ser auto explorado y puedes ir probando cuáles son las mejores para ti. Puedes masturbarte sentada y con las piernas abiertas, acostada boca arriba con las piernas completamente abiertas o un poco cerradas si quieres más fricción, acostada boca abajo con la mano entre tus piernas. Puedes utilizar consoladores para obtener un placer más realista y experimentar nuevas formas de excitación.

Además hay otras sugerencias que es recomendable tomar en cuenta, por eso te invitamos a consultar nuestro artículo con algunos consejos para disfrutar más la masturbación y obtener todo el placer que deseas.

 

Nacho

Administrador, Editor, y el loco inventor de todo esto, apasionado del sexo en todas sus versiones con una mente abierta, creativa y e innovadora. Pajillero innato, amante de las pajas entre colegas. Vive en Madrid, España, A sus 36 años, casado y con dos churrubeles, siempre que puede esta dispuesto para una reunión de pajas y de organizarlas, es el responsable de organizar el club de pajas de Madrid. Informático de profesión, amigo de sus amigos, siempre dispuesto a ayudar.

También te podría gustar...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies