Cuidado con el stealthing

Cuidado con el stealthing

Qué es «stealthing», la peligrosa nueva forma de agresión sexual

Se conoce como stealthing a la práctica en la que la persona que ejerce el rol activo durante el sexo se quita el preservativo o lo perfora para que se rompa de manera discreta, sin informar ni pedir el consentimiento de su pareja

 

La palabra ‘stealthing’ es un término inglés que significa ‘en sigilo’ o ‘secretamente’, y hace referencia a la práctica que algunos hombres realizan de quitarse el condón durante la copulación a pesar de haber acordado con la pareja sexual usarlo. En España ha habido sentencias contra el ‘stealthing’ y se clasifica como una «modificación unilateral y clandestina de las condiciones en que se había prestado el consentimiento», un tipo de delito que entra en la categoría de abuso sexual, del artículo 181.1 del Código Penal y lesiones del 147.1 del mismo.

Quitarse el preservativo sin el conocimiento de la pareja para tener sexo sin protección (bareback) cuando existe el mutuo acuerdo de usarlo viola el principio básico de consentimiento que debe tener toda relación sexual.

Si eres víctima de stealthing debes ser consciente de que «entre el tiempo de la situación de riesgo y el momento para realizarse una prueba de VIH y otras ITS se requiere de un periodo de ventana que va de los 14 días a 3 meses en el caso del VIH y de los 7 a los 21 días para otras ITS. Dicho de otro modo, debes esperar a ese periodo de ventana para obtener resultados más certeros en tus pruebas de ITS.

Para algunas personas, el stealthing es equiparable a una violación. Por otro lado, hay quienes consideran que esta práctica es más similar al abuso o agresión sexual.

Agresión sexual

Es justamente este el delito al que se enfrentará Naim Darrechi, el ‘tiktoker’ que declaró que mentía a sus parejas sexuales afirmando que era estéril para no usar el preservativo: “No puedo, me cuesta mucho utilizar preservativo. Nunca lo utilizo. Un día pensé: tío, es extraño que no hayas dejado nunca embarazada a ninguna chica durante todos estos años. Entonces decidí empezar a acabar dentro. Nunca ha pasado nada, por lo que empiezo a pensar que tengo un problema”, confesó.

La gravedad del asunto

El ‘stealthing’ es una práctica peligrosa -y un delito- que las sentencias evidencian que se trata de un ataque a la libertad sexual de la víctima en el que falta el consentimiento de la misma. Por lo tanto, si la persona prescinde del preservativo -previamente acordado- en todo o en parte del acto sexual, está desoyendo una condición impuesta por la pareja, es decir, está manteniendo una relación no consentida que atenta contra la libertad sexual y ha de ser sancionada. Y, aparte de ser un delito, esta práctica puede ocasionar embarazos no deseados y enfermedades de transmisión sexual.

Nacho

Administrador, Editor, y el loco inventor de todo esto, apasionado del sexo en todas sus versiones con una mente abierta, creativa y e innovadora. Pajillero innato, amante de las pajas entre colegas. Vive en Madrid, España, A sus 36 años, casado y con dos churrubeles, siempre que puede esta dispuesto para una reunión de pajas y de organizarlas, es el responsable de organizar el club de pajas de Madrid. Informático de profesión, amigo de sus amigos, siempre dispuesto a ayudar.

También te podría gustar...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies
A %d blogueros les gusta esto: