Canal Tv – Vámonos de cruising 6: Fóllame bien profundo, maldito francés!

http://waaw.tv/watch_video.php?v=S61W6RNS5O7A

tumblr_n8olpjp1vj1th2cn2o4_500Canal Tv – Vámonos de cruising 6: Fóllame bien profundo, maldito francés!, con Brad Rioux, Darko y Philipp

Al cruising van tíos de todas las edades, de todas las clases sociales, de toda índole e, incluso, de toda orientación sexual. Cierto es también que las proporciones en que hacen presencia en las zonas de cruising cada una de estas categorías cambian bastante, en función sobre todo del número y densidad de población que ronda cada enclave destinado al sexo anónimo entre tíos. No es, por ese motivo, igual el número de maromos que se acercan a una zona de cruising en una ciudad grande que en una pequeña, ni la media de edad es similar en un punto de cruising rural que en una zona muy urbanizada. Cuanta más población haya, mayor será el número de hombres que se acerquen a hacer cruising, pero también bajará la media de edad de los tíos que se atrevan a practicarlo. Por el contrario, en zonas de escasa población, o rurales, la presencia puede ser escasa, sólo alta en horas o épocas del año muy puntuales, predominando la participación de tipos maduros o, inclusive, de edad avanzada.

tumblr_n8olpjp1vj1th2cn2o2_500

La razón es muy sencilla: a mayor población, mayor anonimato, y por tanto más atrevimiento a la hora de practicar cruising. En sentido contrario, cuanto menor densidad poblacional hay, menor es no sólo el número de tíos que desean tener contacto carnal con semejantes en género, sino también los que se atreven a ello. De ahí que en poblaciones grandes, como Madrid o Barcelona, sea posible toparse con un ingente número de tíos que se entregan al cruising, mientras que en zonas rurales, la presencia es escasa, y los que acuden suelen toparse con gente mayor, tipos habituales o ya conocidos.

Pero las diferencias entre zonas de cruising no radica sólo en la cantidad de gente que acude, ni en la media de edad de los participantes. Una gran diferencia está también en el tipo predominante de maromo que acude a cada una, o en el porcentaje que se da de los mismos. Si bien el cruising es una vía de escape en general para todo aquél que desea curiosear, conocer otro tipo de contacto sexual alternativo al hetero, o incluso una oportunidad para desfogarse a la que se rinden casados, chicos con novia o tíos metidos en el armario, el perfil mayoritario del tío que acude al cruising varía entre unos zonas y otras. Se dan los mismos tipos, pero no en igual proporción. No faltan desde los jóvenes inexpertos, los curiosos y los morbosos, los que están metidos en el ambiente frente a los que no han salido del closet, los casados maduros, los de gym frente a los que no le dan importancia al físico, los que tienen pinta de militares, los que se acercan antes de ir a currar, los chandaleros frente a los de ropa de marca, y muchos más. Pero la presencia que de los mismos encontramos en cada zona, varía nuevamente. Si en zonas rurales el número de participación y edad media es completamente opuesto al que se da en zonas más pobladas, lo mismo ocurre con el tipo de perfil que abunda en cada lugar. Nuevamente es el mayor anonimato el que anima a los curiosos, a los bisexuales, a los jóvenes que tienen novia y en general a los maromos que llevan una vida hetero a acercarse al cruising en ciudades destacadas. No abundan, por ejemplo, los chandaleros ni los tipos de gym en zonas rurales, mientras que en el cruising de las grandes urbes es fácil dar con ellos. Aunque eso tampoco quiere decir que no los haya en zonas menos urbanizadas, ni que el morbo falte en puntos de cruising lejanos a los núcleos de población más destacados de un país.

tumblr_n8olpjp1vj1th2cn2o1_500

Tres jóvenes con pinta de hetero serán los que protagonicen el film de EricVideos titulado «Fóllame bien profundo, maldito francés!». Los franceses Darko y Philipp, de cruising por un parque, se toparán con un canadiense venido a la ciudad: Brad Rioux. Las ganas de follar surgen inmediatamente entre los tres. Apartándose a una zona alejada, entre la vegetación, a estos tres maromos se les hará de noche entre mamadas, folladas a pelo, enculadas por turno e incluso un trenecito. Darko es totalmente activo, Philipp versátil, pero lo que uno no podría imaginarse es que Brad, con tanta pinta de hetero y tan masculino, esté deseando con tanta ansia que los franceses le den por el culo.

Estas son las gratas sorpresas que te puede deparar el cruising, y que harán que desees volver una y otra vez más.

Sounding para principiantes Lección 3: anatomía de la uretra Técnicas de Masturbación 15

 

 

También te podría gustar...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies
A %d blogueros les gusta esto: